Página de navegación-Contemplativos en el mundo
Casa edificada sobre roca Símbolo del correo electrónico La balanza de la justicia Tomando apuntes en una reunión Campanario al atardecer La luz que ilumina el libro Rostro del padre Molinié Caminando en la soledad del desierto Caja de herramientas Niño mirando a flor que sale del asfalto La cruz y el Espíritu
Para suscribirse a las novedades:
¡nuevo!

Oración de consagración

Para aquellos contemplativos que deseen hacer explícita su consagración, les ofrecemos a continuación una propuesta de oración para darle forma a dicha consagración.

 

Tocando la mano del Crucificado

 

Bendito seas Dios, Padre misericordioso,

que en tu insondable designio de amor,

y por medio del Espíritu Santo,

te has dignado unirme a tu Hijo Jesucristo

por una especial participación de su cruz,

para identificarme con él

y asociarme a su obra redentora.

Movido por tu infinita misericordia,

me consagro a ti

y te entrego mi vida

como ofrenda de amor y adoración.

Y a ejemplo de María de Nazaret y con ella

me pongo incondicionalmente en tus manos

y me someto en todo a tu voluntad.

Tú, Padre, que me has colmado

de la dulzura de tu bondad,

acepta la ofrenda de todo lo que soy y tengo,

y haz que me consuma en el amor

que tu Espíritu ha infundido en mí;

para que mi vida, entregada con la de tu Hijo,

refleje siempre tu gloria a los hombres,

sirva de consuelo y reparación

al Corazón de Cristo,

y coopere eficazmente

a la santificación de tu Iglesia

y a la salvación del mundo.

Amén.